Proyectos

Instalaciones merchán

  • 12-11-2015. Instalación válvula reductora de presión en vivienda particular

    Según comenta el cliente, hacia tiempo que veía un pequeño charco de agua donde tiene instalado el acumulador de ACS (agua caliente sanitaria) asociado a la caldera de calefacción, pero que no sabia de donde salía.

    Hasta  que averiguó de donde salía, ya que días antes puso un cubo para recoger el agua debajo del acumulador, ya que oía un ruido continuado de goteo, era de la válvula de seguridad del termo, según me explicó. Esto suele pasar porque la presión de la red de abastecimiento del pueblo, es más elevada de la que tiene tarada dicha válvula de seguridad. Normalmente estas vienen taradas con una presión de 7bar para un termo eléctrico o acumulador. 

    Se procede a comprobar la presión de suministro de agua potable del pueblo (empresa suministradora SOREA) y se comprobó que era de 6bar (presión bastante elevada), muy al limite de la presión de tarado de la válvula de seguridad, como se explicado anteriormente. La medida de la presión se realizó conectando entre la salida del contador de agua y la derivación individual un manómetro. 

    El aparato que se utiliza para medir presiones es el manómetro. 

    Se procedió a instalar una válvula reductora de presión, regulada de fábrica a una presión de salida de 3bar con manómetro para poder comprobar la presión a la salida del contador de agua. También se comprobó que en el grifo más alejado de la instalación, tubiera presión y caudal suficiente. Con esto quedo resuelto el problema y hacemos trabajar todos los electrodomésticos que utilizan agua a una presión más que aceptable.

    Los reductores de presión se instalan entre la salida del contador de agua y la derivación individual.

    Es más que aconsejable su instalación, si la presión de la red de abastecimiento de agua potable del pueblo supera los 5 bar.

    Una presión elevada puede llevar a un deterioro más rápido de cualquier equipo que se alimente con agua.

    Según el punto 2.1.3 del Documento Básico DB-HS 4, que complementa el Código Básico de la Edificación (Real Decreto 314/2006) en los puntos de consumo la presión minima, medida en kilopascales (kPa) debe ser:

    1.- 100 kPa (=1,02 Kg/cm2 o 1,02 bar) para grifos

    2.- 150 kPa (= 1,53 Kg/cm2 o 1,53 Bar) para fluxores y calentadores.

    La presión en cualquier punto de la vivienda no debe superar los 510 kPa (= 5,1 Kg/cm2 o 5,1 bar).

    En el punto 6.2.3 del mismo documento básico se establece que las válvulas y llaves de la instalación deben estar preparadas para soportar una presión máxima de 10 bares.


      Volver