Actualidad

electro merchán

  • Sobretensiones, ¿Qué son y tipos de sobretensiones?

    • 04 Diciembre 2017
    Sobretensiones, ¿Qué son y tipos de sobretensiones?

    SOBRETENSIÓN

    La sobretensión es un aumento de tensión eléctrica. Puede ser peligroso si supera la tensión máxima diseñada para un circuito eléctrico. Dependiendo de su duración se denomina transitoria (pico de tensión) o permanente (aumento de tensión).

    Por ejemplo, el filamento de una bombilla incandescente está diseñado para soportar la corriente justa que le permita alcanzar la temperatura adecuada para iluminar y dar calor, pero sin llegar a derretirse. Si la tensión es demasiado alta, el filamento puede fundirse. De la misma manera, otros dispositivos eléctricos pueden dejar de funcionar e incluso arder si se produce una sobretensión en la red de alimentación.

    Las causas de las sobretensiones pueden ser naturales (caídas de rayos) o humanas (generalmente por inducción).

    Los pulsos transitorios pueden llegar a los equipos mediante la red eléctrica o las redes de datos, o incluso a través de una fuente de pulso electromagnético.

    Para prevenirlos se utilizan filtros de entrada o salida de los dispositivos o pantallas.

    Sobretensión transitoria

    Es un aumento veloz (µs) y elevado de la tensión en una red de alimentación, que puede llegar a varias decenas de kilovoltios. Suelen producirse por descargas atmosféricas en la mayoría de los casos, aunque a veces ocurre por conmutaciones y pertuvaciones de red.

    Puede provocar graves deterioros, destrucción de los equipos, mal funcionamiento y reducción de su vida útil y, en consecuencia, interrupción del servicio a los usuarios.

    Todos estos problemas se pueden prevenir desviando esta fuente impulso a tierra, mediante dispositivos protectores.

    Sobretensión permanente

    Se define como una subida de tensión de red por encima de 10% del valor nominal durante un tiempo indeterminado., desde milisegundos hasta horas. Su origen está en la ausencia del neutro o un fallo del transformador de media tensión.

    De forma similar a las sobretensiones transitorias, las permanentes ocasionan daños y destrucción de los equipos, su envejecimiento prematuro y disminución en la seguridad de los usuarios.

    Los dispositivitos que evitan estos riesgos cortan el suministro eléctrico de alimentación, actuando sobre el interruptor general instalado.

    NORMATIVA

    La norma de rango superior aplicable a las instalaciones eléctricas en España es el Reglamento Eléctrico de Baja Tensión 2002 (REBT 2002), que establece en su artículo 16.3 la obligatoriedad de protegerlas frente a las sobretensiones en general.

    Con respecto a la protección contra sobretensiones transitorias, se aplica la instrucción Técnica Complementaria 23 (ITC-23), que obliga a la protección de las instalaciones en casi todos los casos.

    La norma UNE-EN 50550, transposición española de la norma europea EN 50550 Power frequency overvoltage devices for household and similar applications (pop), regula los protectores contra sobretensiones permanentes.

    Además, existen varias normas particulares de la compañía suministradora de algunas CC.AA. como Andalucía, Aragón, Canarias y Cataluña, aunque la tendencia es hacia la homogenización territorial.

    Guia selección

    REGLAS BÁSICAS DE INSTALACIÓN

    1.- La característica Imax del protector indica el valor máximo que éste puede soportar sin degradarse. Si se sobrepasa, el limitador actuará de forma correcta, pero se destruirá cortocircuitándose. El equipo debe instalarse asociado a un interruptor automático de desconexión adecuado con el fin de garantizar la buena coordinación para la máxima seguridad y continuidad del servicio.

    2.- La distancia entre el borneo de tierra del protector y las bornas corriente arriba del interruptor automático de desconexión, debe ser la menor posible (recomendable menos de 50cm.)

    3.- Si hay largas distancias de cables (más de 30m) entre el protector de sobretensiones del cuadro principal y los receptores, debe instalarse un segundo protector de sobretensiones en el cuadro secundario.

    4.- Si se instala más de un protector de sobretensiones, la distancia entre ellos debe ser mayor de 10m. Si no fuese posible, instalar bobinas de desacoplo.

    5.- Las tomas de tierra de los receptores deben conectarse al mismo borneo de tierra que el protector de sobretensiones.

    Mapa de densidad de caida de rayos.


      Volver